Blog

A dos metros del presidente

By 4 septiembre, 2013 enero 14th, 2019 2 Comments

Somaliland no tiene nada que ver con la idea que me había montado en la cabeza. Realmente soy el menos documentado del grupo sobre el país y me dejé llevar por la ilusión y las emociones de Jon y Hayat, sin querer ser muy consciente de lo que me podría encontrar. Pero inevitablemente cuando hablamos de una zona perteneciente a un país que lleva 20 años en guerra, las ideas que se vienen a la cabeza no son muy buenas. Aunque es una zona más desarrollada económicamente que Somalia, con una inusual paz y estabilidad, la imagen de la violencia siempre está en mente.

Desde luego es una zona donde hay que estar siempre prevenido. Recuerdo una frase que me dijo Jon cuando le pregunté sobre la peligrosidad de la zona: «Hombre, no es la Castellana, pero es más segura que Dadaab», el campo de refugiados que visitamos hace dos años en la frontera entre Kenia y Somalia. Sin embargo, pese a todo eso, y después de un par de días por aquí, lo único que se puede decir de los ciudadanos de Somaliland (somalilanders) es que son gente amable y hospitalaria. Son personas con ganas de crecer, de convertirse en algo importante. Algo que queda reflejado en la Ceremonia de Graduación de una universidad, que se ha celebrado en el hotel y a la que hemos asistido lógicamente. Más de 500 jóvenes saltaban y aplaudían de alegría por terminar una formación que les puede abrir muchas puertas de futuro.

Casi todo el equipo de Gobierno de Somaliland ha acudido a la ceremonia. Todos los allí presentes han demostrado tener un enorme patriotismo. Están orgullosos de pertenecer a la zona a la que pertenecen. Algo que también apreciamos en las calles, donde una inmensa mayoría de establecimientos están pintados con los colores de la bandera: verde, blanco y rojo.

Escuchamos el himno, con un toque muy alegre y africano, como no podía ser de otra manera. Y empezamos a ver desfilar a todos esos jóvenes en busca de su diploma.

En Somaliland hay universidad, hay restaurantes, hay hoteles que dejan su espacio para convenciones y hay gente con ganas de evolucionar hacia una vida mejor. Ya es tarde, acabamos de programar el día de mañana y empezamos con el Hospital Edna Adan University Hospital. Un lugar que esperamos que nos transmita sabiduría y progreso.

Borja Beriain

About Borja Beriain

2 Comments

  • Blanqui y Juanjo dice:

    Da gusto saber que todavía hay futuro, y mucho, en éste mundo en el que vivimos, un mundo lleno de poder y egoísmo. Gracias por hacernoslo conocer.
    Nos dais muchisima tranquilidad y esperanza.
    Seguid así.
    ¡¡mucha suerte!!
    Y cuidaros muchisimo…. besos para todos.

  • ama dice:

    Tampoco yo podía imaginar que en un país donde los primero que pensamos todos al oír el nombre es: guerra,
    pobreza, hambre… tenga esa fuerza por salir adelante y prosperar, como tampoco podía imaginar que existiesen
    actos de graduación universitaria y hoteles y paz….(imaginaba otra cosa)
    Gracias por hacer que poco a poco conozcamos un poquito más a través de vuestros ojos AVENTUREROS!!
    Suerte y besitos para todos y… CUIDAOS MUCHO OK?

Leave a Reply